cerrar
cerrar
Registrarse
Publicidad
Deportes
Publicidad
El Comentario/ Miguel Pérez

El Mensajero consigue su segunda victoria consecutiva en la liga y acaricia la salvación

  • Los rojinegros tuvieron el dominio y las oportunidades ante el Guernika

El Mensajero se impuso al Guernika por 2-0 en el Silvestre Carrillo, logrando así dos victorias consecutivas. Foto de José Ayut.

Está claro que el Club Deportivo Mensajero se aferra a la vida, la escuadra que comanda Josu Uribe ha recuperado la ilusión y la fe, porque los resultados que antes le volvían la espalda, le empujan ahora hacia una salvación que parecía imposible.

Frente a la Sociedad Deportiva Guernika C.F., consiguió un claro triunfo (2-0) y lleva dos consecutivos en liga. Josu Uribe a medida que va teniendo un mayor conocimiento de la plantilla, introduce algunas modificaciones que han permitido dar más movilidad a la escuadra rojinegra. Y como si quisiera demostrarlo, Dani López acertó a batir al cancerbero Altamira con un dispara raso, minuto cincuenta y siete, que provocó una auténtica explosión de júbilo, con el "sí se puede", "sí se puede" a su autor (1-0).

El C.D. Mensajero, muy firme atrás, trataba de explotar con balones largos la velocidad de sus puntas y las entradas de Omar Fleitas, Nacho Rodríguez y Rubén Sánchez y algunos más. Durante los cuarenta y cinco minutos, el dominio y las oportunidades tuvieron signo rojinegro, ya que en el minuto treinta, Nacho Rodríguez cae dentro de área y el colegiado gallego Javier Iglesias Villanueva no señaló la pena máxima. Y sólo en alguna ocasión, se estiró la S.D. Guernika con un remate de cabeza de Lander Torrealdai, que detuvo Ione Puga.

El gol de Dani López, a poco de comenzar el segundo periodo y con el viento en contra, resultó vital porque obligó a los pupilos del "Míster" Luaces a arriesgar, aunque ello supiera dejar desguarnecidas las espaldas con serias opciones para el contragolpe de la escuadra de Uribe. El dominio en algunos momentos de los vascos fue estéril y en cambio el Mensajero dio un zarpazo que sentencia el choque con el (2-0), gol de Yeray Pérez, minuto ochenta y dos, el cual había sustituido a Dani López, en el minuto setenta y cinco.

Asistimos a una pelea constante entre dos conjuntos con ganas y escasa fortuna. Los mensajeristas, tras el tanteo inicial, fueron imponiendo su ley en el centro del campo, pero su artillería no encontraba resquicio por el que batir al cancerbero Altamira, con buenas paradas y marchamo de gol, en un disparo de Iray Barreto que tropieza en el larguero y sale fuera.

Los pupilos de Josu Uribe dejaron de jugar bien, ya que tenían el viento en contra, para pasar a controlar el partido y el resultado. El público vibraba y gritaba "sí se puede", "sí se puede". Veían que el resultado hacía justicia en el "Silvestre Carrillo". Con el segundo gol, la confrontación quedaba sentenciada y, con la tranquilidad en el marcador. La fiesta se hizo extensible en todo junto al Barranco de Dolores, y que quiere establecerse ya de forma definitiva en la zona tranquila de la tabla clasificatoria, aunque sigue en la posición decimoctava con veintisiete puntos, encuentros ganados siete, empatados seis, perdidos catorce, goles a favor veintiuno, goles en contra treinta y ocho

El público pudo disfrutar del triunfo merecido del Mensajero. Al final de los noventa minutos hubo aplausos constantes y vítores de "no nos vamos a rendir", "no nos vamos a rendir". La Peña "Bocana" no dejó en ningún momento de animar y lo hizo  con deportividad.

ESCRIBE: Miguel Pérez.

 

 

 

 

Archivado en:

Publicidad
Comentarios (6)

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

Publicidad

Últimas noticias

Publicidad

Lo último en blogs

Publicidad
Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com