cerrar
cerrar
Registrarse
Publicidad
Política
Publicidad

Anselmo Pestana toma posesión como delegado del Gobierno en Canarias ofreciendo "diálogo y consenso"

El exvicepresidente del Cabildo de La Palma y secretario general de los socialistas palmeros, Anselmo Pestana Padrón, ha tomado posesión este lunes como delegado de Gobierno en Canarias en la sede de esta institución en Las Palmas de Gran Canaria, un acto en el que estuvo acompañado por la ministra de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias, el presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, y el secretario de Estado de Función Pública, Francisco Hernández Spínola, entre otras autoridades.

Pestana, que recordó que es la primera vez que un representante de una isla no capitalina asume esta responsabilidad, prometió durante su intervención trabajo, diálogo y consenso con todas las instituciones y colectivos sociales para seguir trabajando por una sociedad más justa, tolerante e igualitaria.

Entre los retos principales que afronta como delegado, citó el fenómeno migratorio pues recordó que en los últimos meses el número de personas que ponen en riesgo sus vidas con el objetivo de alcanzar en nuestras costas un futuro mejor ha aumentado considerablemente. Este asunto, dijo, es prioritario para el Gobierno y por ello se comprometió a que el acogimiento que reciben estas personas cuando llegan a nuestras islas, sea el más digno y humano posible. No debemos olvidar, indicó Pestana, que el pueblo canario fue también un pueblo emigrante.

Otro de los asuntos a los que refirió Pestana, por su importancia, fue a la violencia machista. En lo que va de año, recordó, ya han sido asesinadas en nuestro país, 10 mujeres, 1 niña y se han quedado huérfanos 5 niños y niñas. La lacra de la violencia machista continúa matándonos como sociedad y como sociedad debemos combatirla, manifestó.

El delegado del Gobierno consideró vital para afrontar estos retos y otros muchos, el papel que desempeñan las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, con quien espera mantener una “estrecha colaboración, tanto con la Guardia Civil como con la Policía Nacional”, porque “en ambos cuerpos aprecio lo que veo reflejado en mí mismo, una profunda vocación de servicio público”.

“Constituyen -añadió- una pieza fundamental del Estado, son a quienes confiamos nuestra seguridad cada día y tienen la misión constitucional de proteger el libre ejercicio de nuestros derechos y libertades. No solo cuentan con mi respeto institucional por la labor que realizan en sus respectivos ámbitos, sino también con mi afecto y reconocimiento en lo personal”.

Pestana dijo comenzar esta estapa “consciente de que a menudo serán tareas complicadas” pero reiteró su voluntad de “trabajo, de diálogo y consenso”. “Espero trasladar eficazmente las políticas públicas del nuevo Gobierno de España, que son las que este país necesita para reconstruirse socialmente y para avanzar en cohesión e igualdad; para innovar en su modelo económico y de crecimiento; y, desde luego, para apostar por la convivencia y el respeto a las distintas maneras de pensar y de vivir”.

 

Discurso íntegro, toma de posesión del delegado del Gobierno

“Buenos días,

Ministra de Política Territorial y Función Pública, Presidente del Gobierno de Canarias, Presidente del Parlamento, Alcalde de Las Palmas de Gran Canaria, Secretario de Estado, Teniente General, Vicepresidente autonómico, Consejeras del Gobierno de Canarias, Presidentes de los Cabildos de Gran Canaria, El Hierro y La Palma, Jefe Superior de Policía, General de la Guardia Civil, diputados, senadores, diputados autonómicos, autoridades civiles, judiciales y militares, medios de comunicación, Subdelegados, Directores Insulares, Delegado saliente, en definitiva buenos días, amigos y amigas.

Es un orgullo para mí asumir esta responsabilidad y hacerlo, además, delante de quienes me han precedido en el cargo y me han apoyado y acompañado durante mis otras responsabilidades. A quienes me une no solo la vocación de servicio público sino también un profundo afecto. Gracias a todos por estar aquí hoy.

Me presento ante ustedes, con el firme propósito de contribuir con mi dedicación y esfuerzo al progreso y desarrollo de nuestra tierra, como representante del Gobierno de España en Canarias. Representar en las Islas a un Gobierno social, de progreso, que ha traído al centro de sus políticas a los que han estado olvidados y en los márgenes, que ha sido capaz de iniciar la senda de recuperación de los derechos de la ciudadanía, créanme que es un orgullo y, sobre todo, una enorme responsabilidad.

Venimos de años muy duros en los que la ciudadanía ha sufrido recortes en servicios, peor calidad de vida y retrocesos en derechos. Ahora estamos tratando de aunar apoyos para ir recuperando estos derechos poco a poco. En materia sanitaria, educativa, en prestaciones sociales como las pensiones y la dependencia, en políticas de igualdad. Pero también en cuestiones medioambientales, en energías renovables, en el empleo o en la lucha contra la despoblación. Y, por supuesto, en derechos de ciudadanía, y en la cuestión territorial. Con responsabilidad, pero encarando los problemas, y actuando, que es la única manera de solucionarlos.

En estas últimas etapas hemos disfrutado de una delegación con las puestas abiertas. Esas puertas seguirán abiertas, reforzando nuestro papel como aliados estratégicos con el resto de instituciones, colectivos sociales y la ciudadanía, porque ellos y ellas deben ser quienes guíen nuestra acción diaria. Soy un firme defensor de la importancia de la participación, el diálogo y el acuerdo. En tiempos donde la crispación y el ruido inundan el debate público, necesitamos más y más diálogo. Política con mayúscula.

Llego con ilusión, con muchas ganas, con humildad, y con una enorme responsabilidad. Desde ya, el equipo que me acompaña y yo mismo vamos a trabajar con total dedicación para trasladar y representar las políticas del Ejecutivo de Pedro Sánchez. Es para mí todo un reto; un desafío apasionante que afronto con ideas, proyectos, y con la firme convicción de que podemos ser unos buenos embajadores del trabajo de nuestro presidente; y de que podemos tender puentes con el Gobierno de Canarias, y posibilitar una comunicación fluida y bidireccional que redunde en beneficio de la ciudadanía canaria. Siendo interlocutores y aliados de los intereses de las canarias y los canarios.

Canarias está en la agenda de nuestro Presidente Pedro Sánchez y en mi ámbito de responsabilidad está asegurarles que la comunicación será permanente y fluida. Con diálogo, con consenso, con lealtad institucional y dando respuesta a los compromisos con Canarias y nuestra gente.

En mis funciones como representante estoy seguro que encontraré a mi lado a quienes asumen grandes responsabilidades en el ejecutivo central, y que hoy aquí nos acompañan, como son la Ministra de Política Territorial y Función Pública y el Secretario de Estado. Aprovecho la ocasión para felicitarles de nuevo y desearles la mejor de las suertes en sus responsabilidades.

Los tiempos en los que asumo esta responsabilidad son tiempos convulsos. En los últimos meses hemos visto como el número de personas que ponen en riesgo sus vidas con el objetivo de alcanzar en nuestras costas un futuro mejor ha aumentado considerablemente. Llegan a Canarias procedentes de África, huyendo de la guerra, la violencia, el hambre y la miseria. Este es un asunto prioritario para el Gobierno al que represento, tal y como puso de manifiesto en su visita tanto el ministro del Interior, Fernando Grande – Marlaska, como la Secretaria de Estado de Migraciones, Hana Jalloul, y por ello, me comprometo a trabajar intensamente, para que el acogimiento que reciben estas personas cuando llegan a nuestras islas, sea el más digno y humano posible. No debemos olvidar que el pueblo canario fue también un pueblo emigrante.

Quiero desde esta tribuna agradecer el enorme esfuerzo que realizan colectivos sociales que están dando lo mejor de sí mismos para hacer frente a este drama humanitario ante el que el Gobierno de España está volcado para dar una respuesta solidaria a tantas personas que buscan una esperanza lejos de su tierra. Al igual que la labor que desarrollan los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado ante este reto global que estamos afrontando como frontera europea con África Occidental.

Desde esta Delegación del Gobierno se ha venido trabajando incansablemente para que las personas migrantes reciban el trato más digno y humano posible.

Representamos a un gobierno comprometido, que actúa en origen, para evitar que haya personas que arriesguen su vida en el mar. En el rescate, marcando la diferencia con muchos otros países, para que a quienes la desesperación por alcanzar nuevas oportunidades les lleva a jugarse la vida no la pierdan por el camino. Y cuando estas personas llegan a Canarias, activando los mecanismos necesarios para su adecuada atención.

Estamos también ante un compromiso ético de un Gobierno que está haciendo frente a la corriente de odio y xenofobia que recorre Europa y cuyo discurso se ha instalado en nuestro país. Tenemos que hacer de dique de contención ante el relato que estigmatiza al otro, al diferente, al extranjero pobre. Un discurso que pervierte nuestra democracia y amenaza nuestra voluntad de seguir construyendo una sociedad plural, justa y tolerante. Detrás de esta corriente intolerante, se está apelando a una realidad que tan acertadamente conceptualizó la filósofa Adela Cortina: la aporofobia. Ese rechazo al pobre que la intelectual española ha situado en la base del racismo y xenofobia en la cultura occidental.

Al igual que estamos volcados en el fenómeno migratorio, nuestra voz seguirá siendo fuerte, incansable y rotunda contra la violencia machista. Ni una más. En lo que va de año ya han sido asesinadas en nuestro país, 10 mujeres, 1 niña y se han quedado huérfanos 5 niños y niñas. La lacra de la violencia machista continúa matándonos como sociedad y como sociedad debemos combatirla.

El Gobierno liderado por Pedro Sánchez trabaja incansablemente para erradicar la violencia de género. Nuestro presidente asumió en su discurso de investidura en el Congreso, la necesidad de aplicar y cumplir todas las medidas incluidas en el Pacto de Estado contra la Violencia de Género: las presupuestarias, las de impulso legislativo y las de actuación gubernamental.

En estos grandes retos que nos ocupan y preocupan, encontramos volcados con una gran dedicación a quienes representan unos de los grandes baluartes que sostienen nuestro estado de bienestar, a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Afronto mi responsabilidad plenamente confiado en la estrecha colaboración que mantendré tanto con la Guardia Civil como con la Policía Nacional porque en ambos cuerpos aprecio lo que veo reflejado en mí mismo, una profunda vocación de servicio público.

Constituyen una pieza fundamental del Estado, son a quienes confiamos nuestra seguridad cada día y tienen la misión constitucional de proteger el libre ejercicio de nuestros derechos y libertades. No solo cuentan con mi respeto institucional por la labor que realizan en sus respectivos ámbitos, sino también con mi afecto y reconocimiento en lo personal.

Estamos ante una realidad que requiere trabajar en la máxima coordinación con las fuerzas y cuerpos de seguridad autonómicas y locales, porque esta cooperación y buen hacer será indispensable si queremos sacar adelante todos los objetivos comunes que tenemos que no son otros que trabajar en beneficio de la ciudadanía.

Sin ir más lejos, este año en nuestra comunidad autónoma se desarrollará el Ejercicio conjunto combinado Canarias 2020 de la Unidad Militar de Emergencia, lo cual será una excelente oportunidad para poner a prueba la capacidad de respuesta a nivel de la Administración General del Estado y su interoperabilidad con el resto de administraciones.

No quiero dejar pasar la ocasión de hablar y agradecer a todo el personal cualificado que conforma la Administración General del Estado. Sin duda, son pieza clave e indispensable en este engranaje. Sepan que encontrarán en mí a un aliado y a un defensor y servidor público incansable que asumirá sus retos de mejora como propios. Ustedes son quienes mejor conocen esta casa y sé que su ayuda será fundamental en esta etapa que hoy comienzo.

Los equipos son los que dan continuidad al trabajo que realizamos más allá de quienes tenemos el honor de ostentar esta responsabilidad en cada momento y, es la implicación y dedicación de estos funcionarios y funcionarias, la que hace posible que la ciudadanía se sienta respaldada en su relación con el Gobierno de España. Trabajadoras y trabajadores públicos que son la cara del Estado en nuestra comunidad autónoma.

Comienzo esta etapa consciente de que a menudo serán tareas complicadas. Pero quiero reiterar mi voluntad de trabajo, de diálogo y consenso. Espero trasladar eficazmente las políticas públicas del nuevo Gobierno de España, que son las que este país necesita para reconstruirse socialmente y para avanzar en cohesión e igualdad; para innovar en su modelo económico y de crecimiento; y, desde luego, para apostar por la convivencia y el respeto a las distintas maneras de pensar y de vivir.

No puedo permitirme terminar mi intervención sin hacer mención a quienes han hecho posible que esté hoy aquí jurando mi nueva responsabilidad como Delegado del Gobierno en Canarias, desde el Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que junto al equipo de hombres y mujeres altamente capacitadas, comprometidas con este país que le acompaña, votaron en Consejo de Ministros mi nombramiento. Y, en particular, a la ministra Carolina Darias, que hoy nos acompaña, y que ha sido la primera mujer canaria en acceder a esta responsabilidad.

A mis compañeras y compañeros del Partido Socialista en Canarias, en especial a Ángel Víctor Torres, quien ha contribuido, sin duda, con su confianza en mí para este importante cargo público.

Espero y deseo, y no les quepa duda que dirigiré todos mis esfuerzos en estar a la altura del gobierno de que represento y de la responsabilidad que asumo.

A quienes me han precedido en el cargo, agradecer su legado y entrega, en especial a mi inmediato predecesor Don Juan Salvador León, que ha dejado no solo el listón muy alto en su tarea al frente de la Delegación, sino también por el afecto y el cariño que me ha dispensado en la bienvenida. Les aseguro que recurriré a su experiencia siempre que mi deber lo requiera.

Permítanme que en este momento tenga también palabras de gratitud hacia mi familia, que sin su respaldo y sacrificio, no habría podido asumir esta nueva responsabilidad, que por primera vez recae en una persona que no procede de una isla capitalina. Creo que esta decisión de contar con alguien de La Palma para estar al frente de la Delegación habla de otra forma de Gobierno y de entender Canarias más justa y equitativa. Es todo un mensaje político.

No me cabe duda que recorreré este camino encontrando complicidades porque cuanto más seamos los que unimos fuerzas en nuestro objetivo común, mejor será nuestra respuesta a las demandas y las necesidades que la sociedad plantea a nosotros, sus servidores.

Muchas gracias.

Archivado en:

Más información

Publicidad
Comentarios (12)

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

Leer más

1 2
Publicidad

Últimas noticias

Publicidad

Lo último en blogs

Publicidad
Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com